Térmicas

Por todos es conocido el principal problema que tenemos a la hora de instalar un cerramiento de aluminio en nuestra vivienda.
Las cualidades térmicas de estos cerramientos deben de ser miradas al detalle, para evitar gastos indeseados que no contemplabamos al principio, por ejemplo sobredimensionamiento de climatización, por un mal aislamiento térmico de nuestras ventanas.

Las características térmicas de un cerramiento, se ven fuertemente condicionadas por el vidrio. En lineas generales podemos afirmar que el 80% de los valores térmicos exteriores, pasan a través del vidrio sin limitación alguna. Centrarse en aislar térmicamente un cerramiento es sinónimo de frenar esa transmisión directa. La rotura de puente térmico, facilita el aislamiento térmico en el marco, pero nosotros además fabricamos ventanas, que rompen térmicamente ese puente térmico, no solo del marco, sino también del vidrio.


Medir un aislamiento procede de datos complejos, los principales datos de refencia que usted debe de tener en cuenta, son los siguientes:

La transmisión térmica se expresa por medio del factor U. Este coeficiente, nos indica el flujo de calor que atraviesa un metro cuadrado para una diferencia de temperaturas de 1 º Centigrado, entre ambos lados, del objeto considerado (interior-exterior).

un valor tipo sería U= 3W/(m2.K).
La ventana de Calidad tendrá un factor U, lo más bajo posible, permitiendo un mejor aislamiento frente al calor exterior en verano y un mejor aislamiento del calor interior frente al frio en invierno. A nivel de comparativa le mostramos varios ejemplos reales:

Aluminio sin rotura de puente térmico ===> U= 5,7 W/m2K.
Aluminio con rotura de puente térmico tradicional ===> U= 4 a 3 W/m2K.
Vidrio monolíticos y laminados ===> U=5,7 W/m2K.
Vidrios Standart con cámara ===> U=3,3 a 2,8 W/m2K

Nuestro perfil RK-80 ===> 1,6 W/m2k